Cada vez es más habitual la firma de contratos de franquicia, y, con ello, la apertura de nuevos centros franquiciados en distintas ciudades de España. Sin embargo, éstos no son inmunes a los efectos de la actual pandemia y, en consecuencia, las franquicias deben estar alerta.

En este sentido, los abogados de FAVE LEGAL consideramos necesario hacer un breve análisis de este tipo de contratos, que ventajas conllevan, cuáles son los problemas más habituales y, por último, cuáles son los efectos que la enfermedad Covid-19 está provocando en el mercado y en el tráfico jurídico.

¿Qué ventajas tienen los contratos de franquicia?

En primer lugar, el franquiciado (persona física o jurídica que firma un contrato de franquicia) cuenta con una garantía inicial: el inicio de su negocio vinculado a una marca que ya está consolidada y es conocida en el tráfico económico. Gracias a este tipo de negocios, conseguimos superar una de las grandes y más frecuentes barreras a las que se enfrentan distintos emprendedores, y podemos iniciar nuestra actividad con la clara ventaja de que ya se conoce el tipo de servicios/productos que se ofrecen al mercado.

No obstante, para poder comenzar con esta actividad, tenemos que realizar una importante inversión inicial ya que tenemos que financiar los activos especializados que se requieren para este tipo de negocios. De ahí que, cuando acudimos a locales de las franquicias todos tienen unos mobiliarios muy similares, productos, servicios, etc.

¿Cuáles son los riesgos de estos negocios?

A pesar de obtener una clara ventaja con los contratos de franquicia, ya que reducimos los riesgos inherentes a la introducción de una nueva actividad empresarial en el mercado, tenemos que tener en cuenta cuáles son los problemas más frecuentes en este tipo de contratos. Además de realizar una importante inversión inicial para conseguir los activos necesarios y poder desempeñar la actividad de la empresa, habitualmente, el denominador común de los fracasos que ocurren en este tipo de contratos es la localización.

Un mal asesoramiento a la hora de elegir dónde establecer la franquicia es lo que, frecuentemente, provoca un malogro de este tipo de contratos, y con ello, el fracaso de negocio.

Dicho esto, ¿Cómo podemos evitar este tipo de errores? Proporcionando la información adecuada y manteniendo la calidad de la comunicación entre franquiciador y franquiciado durante toda la vida del contrato.  Es de vital importancia mantener un continuo diálogo eficaz entre las partes del contrato ya que el franquiciado no conoce realmente el funcionamiento de la actividad del negocio y para asegurar el éxito de la misma es necesario contar con la experiencia del franquiciador.

A pesar de estos inconvenientes y riesgos, el marco normativo español contempla el marco normativo aplicable, especialmente, en el Real Decreto 201/2010 de 26 de febrero (que contempla la responsabilidad entre franquiciador y franquiciado: información precontractual potencial franquiciado) y por otra parte en la Ley de Ordenación del Comercio Minorista. El objetivo de esta normativa, como hemos mencionado, no es otro que dotar al franquiciado de una mayor protección y poner en manos del franquiciador toda la información posible para considerar si procede o no perfeccionar el contrato.

Desde FAVE LEGAL, otorgamos un asesoramiento jurídico mercantil concreto para este tipo de negocios, específicamente, estudiamos la viabilidad del negocio y garantizamos la calidad de la información precontractual como medida necesaria para el éxito de la apertura de nuevos comercios.

¿Qué inconvenientes presenta?

El peor escenario posible sería el cierre de la franquicia y con ello, la pérdida de la inversión en el material necesario para comenzar con la actividad económica (activos especializados típicos de los contratos de franquicia). Además, el cierre también provocaría un gran daño económico al franquiciador no solo por la mercancía que no se ha vendido sino también por el valor que la empresa franquiciada ha podido perder.

Pero, ¿Cómo se han tratado de paliar los efectos de la enfermedad COVID-19 ante este tipo de contratos?

La paralización económica también ha afectado a este sector y las medidas principales que se están adoptando, entre las principales franquicias españolar, para tratar de mitigar estos perjuicios son, entre otras: la bonificación de royalties, descuentos en los productos/servicios que ofrecen, se ha aumentado la información para poder cerrar establecimientos o para la obtención de ayudas públicas.

FAVE LEGAL ofrece el asesoramiento necesario para paliar los efectos de esta crisis económica y también ofrece los servicios para gestionar los distintos estudios de la viabilidad del negocio, las garantías de facilitar una comunicación eficaz, el conocimiento del know how del franquiciador, y la realización de estudios del mercado concretos analizando las características del entorno y del producto/servicio que se va a ofrecer.

 

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies